14 octubre, 2010

Adiós, Elisa.


Querida Elisa,
una cruel enfermedad te ha llevado lejos de nosotros tan pronto, que no nos ha dado tiempo casi a darnos cuenta de que te ibas de este mundo, te fui a visitar al hospital y te ví más bonita que nunca, tus manos eran preciosas, igual que tu pelo rojo de henna.
Te recordaré cada vez que salude al sol, cada vez que mire a Padmini, cada vez que me disponga a dar yoga, cada vez que vaya a pasear al río.No fui a verte más, porque quería recordarte así de bella, en aquella cama del hospital.
Descansa en paz, querida amiga.
Om Nama Shivaya:.

1 comentario:

Garde Tsangmo dijo...

OM Ami Dewa Rhi.
Le dedicaré la próxima meditación a tu amiga, lo siento mucho.
Un gran abrazo.
-Gloria-